Melella criticó el proyecto de JxC sobre la creación de una banca vacía para las Islas Malvinas

El gobernador de Tierra del Fuego, Gustavo Melella, calificó hoy de “trasnochado” el proyecto de ley presentado por un grupo de diputados de Juntos por el Cambio (JxC) para crear una banca para las Islas Malvinas y dejarla vacía como reclamo simbólico de soberanía sobre el territorio ocupado por Gran Bretaña.

El mandatario recordó que el archipiélago usurpado integra la jurisdicción fueguina por imperio de las leyes vigentes y que, por lo tanto, ya está representado en la Cámara de Diputados por los legisladores de la provincia.

“Resulta tristemente llamativo que un grupo de diputados nacionales desconozcan la conformación de las provincias de nuestro país y propongan un proyecto de ley para crear una banca relacionada a un territorio que ya cuenta con representación parlamentaria. El hecho es aún más lamentable cuando tres de ellos pertenecen a provincias patagónicas”, aseveró Melella en declaraciones difundidas por el área de prensa de la Gobernación.

Melella también sostuvo que “el estupor y la sorpresa (ante el proyecto de ley) se diluyen al comprobar de qué fuerza política proviene la propuesta que no sólo atenta contra la integridad de la provincia” sino que “es una demostración cabal de la importancia que la cuestión de las Islas Malvinas tiene para el espacio del que son parte estos diputados”.

La iniciativa que se difundió en las últimas horas corresponde al diputado de JxC Alberto Asseff, aunque también la acompañaron los diputados Héctor Stefani (de Tierra del Fuego) Matías Taccetta, Aníbal Tortoriello, Mario Arce, Francisco Sánchez, Karina Bachey y Gerardo Cipollini.

“Es el mismo espacio político que puso a Malvinas al fondo de la agenda exterior de la Nación, que firmó el lamentable Acuerdo Foradori-Duncan (de 2016), que reanudó la cooperación pesquera con los británicos mientras persistían los actos unilaterales que llevaron a la suspensión de dicha cooperación”, señaló Melella.

En ese sentido, el mandatario recordó que durante el Gobierno de Cambiemos “fueron junto al representante británico en Londres a pedir un segundo vuelo cumpliendo todos los requerimientos de la elite británica de las Islas y que se comprometieron a remover todos los obstáculos en relación al desarrollo de los habitantes de las Islas dejando tras un paraguas la cuestión central de la soberanía”.

“Las Islas Malvinas, al igual que las Georgias del Sur, Sándwich del Sur, los espacios marítimos e insulares correspondientes, así como la Antártida Argentina, son parte integral de la Provincia de Tierra del Fuego, la cual ya cuenta con cinco diputados y tres senadores. Esas bancas representan también a nuestras Islas del Atlántico Sur”, reclamó.

También dijo que pretender lo contrario implica “desconocer esta realidad y un desmembramiento de facto de nuestra Provincia. No hacen falta bancas vacías, sino terminar con la desinteligencia de creer que ciertos poderes del Estado no pueden aportar nada en la cuestión de las Islas Malvinas”.

“Antes de promover estas iniciativas trasnochadas se podría avanzar mucho desde el Congreso de la Nación, como por ejemplo derogando la Ley 25.290 que aprueba el Acuerdo de Nueva York de 1995 que, de ratificarse, implicaría un retroceso irrecuperable en nuestra posición jurídica”, fundamentó Melella.

Mediante esta Ley la República Argentina aprobó y ratificó el Acuerdo sobre la Aplicación de las Disposiciones de la Convención de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar del 10 de diciembre de 1982 relativas a la Conservación y Ordenación de las Poblaciones de Peces Transzonales y las Poblaciones de Peces Altamente Migratorios, adoptado en Nueva York el 4 de diciembre de 1995 por la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

Por último, pidió que los diputados “se enmarquen en la Constitución Nacional, en especial en la Disposición Transitoria Primera y que respeten las leyes 23.775 y 26.552. No es necesario escudar sus impericias detrás de la inquebrantable voluntad del pueblo argentino”, concluyó. Télam

genteba