Valdés consideró que la filtración de los chats responde a una “rebelión” de los “Súper Mario Bros”

Valdés consideró que la filtración de los chats responde a una “rebelión” de los “Súper Mario Bros”

El diputado nacional por el Frente de Todos (FdT) Eduardo Valdés afirmó hoy que la filtración de los supuestos chats entre el ministro de Justicia y Seguridad porteño, Marcelo D’Alessandro, con un funcionario de la Corte Suprema forma parte de “una pelea” dentro del macrismo y responde a una “rebelión” del grupo de agentes de la ciudad de Buenos Aires conocidos como ‘Súper Mario Bros’. (Télam)

“Es la rebelión de los policías de la Ciudad que formaron el grupo ‘Súper Mario Bros'”, afirmó Valdés a Radio Perfil sobre la filtración de los chats que D’Alessandro mantuvo con Silvio Robles, estrecho colaborador del presidente de la Corte, Horacio Rosatti.

En esa línea, el diputado afirmó que las conversaciones reveladas forman parte del “espionaje ilegal”, producto de que durante el macrismo “se han espiado entre ellos”.

“Todo lo que hay de espionaje ilegal lo hicieron con este grupo de agentes, al cual después tiraron por la ventana, y dijeron que era cuentapropistas. No es que es unos contra otros, es una pelea entre ellos”, reiteró en referencia al fallo donde los exjefes de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), Gustavo Arribas y Silvia Majdalani, fueron sobreseídos en la causa por escuchas ilegales, porque para los jueces que fallaron esos agentes de ese organismo actuaron como “cuentapropistas”.

El diputado Valdés aseguró que “los espías se sintieron totalmente utilizados” cuando apareció, en una declaración jurada de bienes de D’Alessandro, que “él recibió un crédito del juez Federico Villena, de Lomas de Zamora, que fue quien allanó a los ‘Súper Mario Bros’, y sacó de sus teléfonos todo el espionaje ilegal que mandaron a hacer Mauricio Macri, Majdalani y Arribas”.

Además, manifestó que como miembro de la Comisión Bicameral de Inteligencia recibió “testimonios de estos policías” y recordó “la furia con la cual venían a declarar”.

Valdés señaló que tanto D’Alessandro como Robles debieron “poner su teléfono a disposición de la Justicia”.

genteba