Juan Manuel Valdés consideró que tras las elecciones, el oficialismo porteño aprovechó para “sincerarse”

Juan Manuel Valdés consideró que tras las elecciones, el oficialismo porteño aprovechó para “sincerarse”

El legislador del Frente de Todos (FdT) por la Ciudad de Buenos Aires Juan Manuel Valdés consideró hoy como “lamentable” que el oficialismo porteño se haya “sincerado” tras las elecciones legislativas y se haya decidido a impulsar en el cuerpo el tratamiento de proyectos inmobiliarios de Costa Salguero y de la ex ciudad deportiva del club Boca y habilitado la suba de impuestos en el distrito.

“Es lamentable porque aprovechan el fin de año y que pasaron las elecciones para sincerarse. Durante toda la campaña dijeron que había que bajar los impuestos, sin embargo están sancionando un presupuesto que aumenta todos”, sostuvo Valdés en declaraciones a Radio 10.

En tanto, el legislador denunció que la serie de negocios inmobiliarios que van a ser tratados este viernes en comisión se encuentran “invisibilizados” por el macrismo y que se nota que “están queriendo empezar a financiar la campaña presidencial de Horacio Rodríguez Larreta” para el 2023.

Este viernes, los diputados porteños de las comisiones de Planeamiento Urbano y de Presupuesto tratarán dos proyectos de Ejecutivo local: uno para habilitar la construcción de edificios privados de hasta 10 pisos en el predio de Costa Salguero y otro para autorizar un nuevo barrio en la ex ciudad deportiva del club Boca Juniors.

En este caso se trata de una iniciativa que contempla la edificación de torres de hasta 45 pisos y una “regularización” de obras ya terminadas, algo que fue resistida por el bloque del FdT y asociaciones ambientalistas en las audiencias públicas que se desarrollaron.

“Lo que se quiere tratar este viernes es la zonificación del sistema inmobiliario que le va a permitir construir edificios de diez pisos de altura. Ese es el negocio que quieren hacer para que el acceso al río pase a ser el privilegio de unos pocos”, subrayó Valdés.

Además, el legislador criticó que el proyecto queda “a metros del barrio popular Rodrigo Bueno” y al lado de “una reserva ecológica” que puede dejar especies amenazadas por “el impacto ambiental que tiende a desarrollar este tipo de construcciones”.

“Hay un Secretario de Desarrollo Urbano, Álvaro García Resta, que dice que gobernar es crear oportunidades de negocios. Si uno piensa así no importa lo que pase en el ambiente, que no haya espacios verdes, que la gente este hacinada o que la clase media no pueda acceder a sus viviendas ni pagar los alquileres. Los que importa son los negocios para los empresarios amigos”, completó. Fuente: Télam

genteba