Personal docente y padres de alumnos realizaron un ruidazo en defensa de la educación pública, la salud y la vida frente a la sede del Gobierno porteño

Personal docente y padres de alumnos realizaron un ruidazo en defensa de la educación pública, la salud y la vida frente a la sede del Gobierno porteño

La protesta estuvo encabezada por personal docente y padres de alumnos, bajo la consigna “basta de mandar a nuestros hijos al matadero” en alusión a las clases presenciales.

Personal docente y padres de alumnos realizaron ayer un “bocinazo por la educación, la salud y la vida” frente a la sede del Gobierno porteño bajo la consigna “basta de mandar a nuestros hijos al matadero” en alusión a las clases presenciales, y reclamaron “la suspensión de clases en pandemia porque no hay presencialidad cuidada en este contexto epidemiológico”.

La caravana de autos con balizas y bocinazos demoraba el tránsito de la calle René Favaloro y se extendía unas dos cuadras, entre Atuel hasta Monteagudo, en el frío atardecer porteño.

Florencia Palombo, docente de dos escuelas primarias de Bajo Flores del distrito 19, e integrante de Docentes contra la Presencialidad en Pandemia, dijo a Télam que “se están realizando una serie de actividades. Hoy, puntualmente el bocinazo en defensa de la educación, la salud y la vida”.

Y agregó que éstas actividades “se están organizando más allá de la huelga que protagonizamos desde hace más de dos semanas convocadas por los gremios Ademys, UTE y Camyp”.

Palombo agregó que están “en contra de la presencialidad administrada. Tiene que haber suspensión de clases en pandemia porque no hay presencialidad cuidada en este contexto epidemiológico, considerando que la presencialidad escolar impacta directamente en los contagios y eso perjudica a toda la población, no solamente a estudiantes y docentes”.

La caravana de autos con balizas y bocinazos fue en la sede del gobierno porteño.

En esta oportunidad, el sitio elegido para la protesta fue frente a la Jefatura de Gobierno porteña “para exigir la suspensión de clases presenciales en pandemia, que el Estado garantice la educación virtual con dispositivos y conectividad para estudiantes y docentes, una vacunación masiva, licencia para todos los trabajadores sin excepción que tengan al cuidado menores de riesgo, y subsidios a las familias trabajadoras para que puedan transitar el aislamiento”, explicó.

Jorge Godoy, secretario de Educación Especial de UTE, consideró que “el fallo de la Corte Suprema de Justicia atenta contra la institucionalidad, instala de alguna manera un golpe blando, y la mejor respuesta fue la del Gobierno nacional en torno a mostrar y consolidar esa unidad del Frente de Todos contra el golpe. Eso fue un claro ejemplo de lo que significa la democracia”.

Protesta en defensa de la educación pública, la salud y la vida.

La gente comenzó a convocarse pasadas las 18, y desde los autos y camionetas podían verse carteles con mensajes como “¿Sabías que las burbujas no son burbujas?”, “¿Sabías que los contagios que más crecieron fueron los de niños?”, “Larreta y Acuña son responsables de las muertes evitables de nuestros compañeros”, “Basta de exponer a nuestros niñes” y “Presencialidad cuidada ya”.

Para Liliana Alonso, vicerrectora del Normal 8 del barrio de San Cristóbal, la convocatoria fue para “reclamar que se cumpla la no presencialidad. Hay cualquier cantidad de casos (de coronavirus), yo no tengo ni siquiera una dosis. Todo el personal auxiliar está sin vacunar. En los últimos tres días murieron tres compañeros trabajadores y no hay respuestas”.

Al respecto, desde Ademys informaron que son ocho los docentes fallecidos.

“Ya son ocho los trabajadores de la Educación que murieron por la enfermedad desde febrero último, con el retorno de la presencialidad en las aulas del distrito porteño”, afirmaron.

“Desde Ademys lamentamos profundamente informar el fallecimiento por Covid de la vicedirectora de la escuela 24 del DE 11, Silvina Flores, de 53 años, luego de un mes de estar internada.”, posteó la entidad gremial en Twitter.

“Pedimos la suspensión de clases presenciales en pandemia, que el Estado garantice la educación virtual con dispositivos y conectividad para estudiantes y docentes, una vacunación masiva, licencia para todos los trabajadores sin excepción que tengan al cuidado menores de riesgo, y subsidios a las familias trabajadoras para que puedan transitar el aislamiento” – FLORENCIA PALOMBO, docente de dos escuelas primarias

“Abrazamos fuertemente a toda la comunidad educativa de la escuela, a su familia y amigues en este doloroso momento y convocamos al conjunto de la docencia a seguir organizándonos y dando pelea por la suspensión de esta presencialidad que nos mata. #suspensiondeclasespresenciales”, agregaron.

Además de Flores, fallecieron por Covid-19 los docentes Sergio Vicino, Marcelo Becker, Jorge Langone y Mónica Suárez, el auxiliar docente Juan Carlos Ramírez, el preceptor Marcelo Mendoza, y el portero Ramón Juárez, todos en poco más de dos meses, desde que se retomó la presencialidad en las aulas en febrero pasado, denunció el gremio.

Federico Puig, delegado de UTE y docente de primaria en el Normal 5, dijo a Télam, por su parte, que “sólo entre el 8 y el 10 por ciento de los docentes recibieron la primera dosis, el resto, nada. Y ahora se quiere obligar a que casi 296 compañeros que recibieron la primera dosis y son personas de riesgo vuelvan a las aulas”.

Para Mónica Cardoso, auxiliar en una escuela de Villa Lugano, distrito 21, “no estamos cuidados como tiene que ser por el Jefe de Gobierno. No tenemos los elementos necesarios para trabajar. No nos proveen barbijo, alcohol, ni guantes, todo sale de nuestro bolsillo”.

“Tengo miedo por mis hijos. Una de ellas es de alto riesgo y, cuando salgo, la verdad es que rezo para volver bien a casa”, concluyó conmocionada.

Un canal de denuncias para padres y docentes presionados a acatar la presencialidad

El Ministerio de Educación de la Nación y la Secretaría de Derechos Humanos habilitaron un canal para recibir denuncias de trabajadores de la educación y padres que hayan recibido presión para que sus hijos concurran a las escuelas y reciban clases de modo presencial, a contramano de las medidas dispuestas por el gobierno nacional para moderar el contagio de coronavirus.

La decisión oficial “se da frente a las crecientes consultas y reclamos de familias y trabajadores del sistema educativo que optan por no asistir a las escuelas y respetar la resolución dispuesta por el Consejo Federal de Educación, que determinó que, en caso de alerta epidemiológica, se suspende transitoriamente y en la mínima unidad geográfica posible, la presencialidad de acuerdo al DNU vigente”, se explicó en un comunicado.

Las denuncias serán recibidas por la Secretaría de Derechos Humanos a través del teléfono gratuito 0800-122-5878, del Whatsapp (011) 4091-7352 y del correo electrónico dnpcvi@jus.gov.ar. Télam

genteba