Trotta y Kicillof criticaron a Rodríguez Larreta por no cumplir el DNU que suspendió la presencialidad

Trotta y Kicillof criticaron a Rodríguez Larreta por no cumplir el DNU que suspendió la presencialidad

Trotta y Kicillof en una de las reuniones para coordinar la modlaidad de las clases.

Tanto el ministro de Educación como el gobernador bonaerense realizaron declaraciones defendiendo el DNU del Poder Ejecutivo y resaltaron la gravedad de la situación por la pandemia que requiere restricciones a la circulación de personas, incluidos docentes, alumos y padres.

El ministro de Educación, Nicolás Trotta, aseguró que “no existe ningún tipo de medida judicial” para que el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires no cumpla con el Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) que dictó el Poder Ejecutivo Nacional y que suspende la presencialidad en las aulas ante la crisis epidemiológica y sanitaria por la segunda ola de la pandemia, al tiempo que el gobernador bonaerense, Axel Kicillof, lamentó la utilización “electoral” de la situación por parte del alcalde porteño.

El ministro de Educación remarcó que, a diferencia del DNU anterior -el 241/2021 del 16 de abril-, que fue judicializado por el Gobierno porteño, en el caso del último DNU -287/2021 del 1 de mayo- “no existe ningún tipo de medida judicial” por la cual el Gobierno porteño no tenga que cumplir el nuevo DNU firmado por el presidente Alberto Fernández.

Trotta enfatizó la necesidad de comprender la gravedad de la situación. Trotta enfatizó la necesidad de comprender la gravedad de la situación.

Así lo afirmó en declaraciones formuladas esta mañana a El Destape Radio en momentos en que los estudiantes porteños se encontraban hoy en situación de continuar la presencialidad en las aulas pese a que un decreto del Poder Ejecutivo Nacional las suspendió por tres semanas como una medida para frenar el incremento de contagios y la demanda que generan en el sistema sanitario.

Trotta dejó claro que “con Larreta” no tienen “diferencias respecto a presencialidad si o presencialidad no”, porque está claro que “todos” quieren “presencialidad en las aulas”.

Explicó que “la diferencia radica en la no comprensión por parte de Larreta de la gravedad de la situación sanitaria y epidemiológica de la ciudad, y del resto de jurisdicciones, muchas de las cuales están en alarma epidemiológica”.

El titular de la cartera educativa cuestionó el hecho de que “hay jurisdicciones que se niegan a poner políticas restrictivas pero luego le están pidiendo hospitales de campaña o respiradores al Estado nacional”.

Axel Kicillof

En el mismo sentido se expresó el gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, quien interpretó en la decisión del jefe de Gobierno porteño de diferenciarse una intención electoral.

Kicillof apuntó al uso de las clases presenciales con objetivos electorales. Kicillof apuntó al uso de las clases presenciales con objetivos electorales.

“Cuando ocurre una crisis, es el peor momento para especular electoralmente”, reflexionó el Gobernador bonaerense en referencia a la actitud que tomó Rodríguez Larreta.

Agregó que “institucionalmente” le parece “grave” la actitud, pero en “lo personal” dijo que le parece aún peor, precisamente porque esta especulación electora se da en un momento en el que hay un sistema sanitario estresado por la demanda de atención y de camas, con contagios que no paran de aumentar.

En diálogo con El Destape Radio, Kicillof sostuvo que “es un pésimo momento para agregar incertidumbre sobre la angustia de la gente”.

Apuntó también que “(el presidente) Alberto (Fernández), (la ministra de Salud) Carla (Vizzotti) y todo el equipo de salud se reúnen con especialistas del más alto nivel”, así como también lo hace él mismo en la Gobernación, “con el comité científico”.

“Pero no se quién asesora allí”, dijo Kicillof respecto a la Ciudad de Buenos Aires.

Las cifras de la pandmeia en la Ciudad de Buenos Aires

Un total de 2.257 nuevos casos de coronavirus y 27 fallecidos fueron reportados el domingo con datos de las últimas 24 horas en la Ciudad de Buenos Aires, lo que elevó a 341.777 el número de contagiados y a 8.150 el de fallecidos en el distrito desde la llegada de la pandemia al país en marzo de 2020.

De acuerdo con el reporte de la situación sanitaria, la ocupación de camas UTI es del 80,8%, lo que se traduce en que en el sistema de salud público sólo quedan disponibles 96 camas de terapia intensiva sobre un total de 500, ya que están ocupadas 404 plazas.

En este marco, generaron también rechazo las declaraciones del expresidente Mauricio Macri, que comparte espacio político con Rodríguez Larreta, y que se pronunció también a favor de la presencialidad en las aulas pese al contexto sanitario y epidemiológico.

Kicillof dijo al respecto que Macri “sigue sin comprender que perdió la elección” y que “hay que acatar la democracia”, al tiempo que evaluó que la gestión de Cambiemos “tuvo desprecio por la educación pública”.

El pedido de Pérez Esquivel

Sumó su voz el premio Nobel de la Paz y titular del Servicio de Paz y Justicia (Serpaj), Adolfo Pérez Esquivel, quien manifestó su “preocupación” por la situación de alumnos y docentes ante la decisión del jefe de Gobierno porteño, en una carta dirigida al titular del Ejecutivo municipal.

Pérez Esquivel pidió “apoyarnos unos a otros/as” porque “nadie se salva solo/a” y recordó que “nuestra actitud tiene incidencia en los demás”.

Pérez Esquivel pidió cuidar a los docentes que no fueron vacunados. Pérez Esquivel pidió cuidar a los docentes que no fueron vacunados.

En tanto, en el plano judicial, la abogada Valeria Carreras pidió imputar y llamar a declaración indagatoria a Rodríguez Larreta, al ampliar una denuncia en su contra a raíz del dictado de clases presenciales en la Ciudad de Buenos Aires.

En el escrito, presentado ante la jueza María Servini, la abogada reclamó imputar y llamar a declaración indagatoria al jefe de Gobierno por el delito 205 del Código Penal, que prevé de seis meses a dos años de prisión para quien “violare las medidas adoptadas por las autoridades competentes para impedir la introducción o propagación de una epidemia”.

La presentación judicial se efectúa mientras se aguarda la resolución de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, que debe mediar en este conflicto por la presencialidad planteado entre Nación y la Ciudad.

El Gobierno porteño acudió a la Corte en disconformidad con lo dispuesto por el presidente Alberto Fernández en el decreto 241, mediante el cual se introducían nuevas restricciones ante la segunda ola de la pandemia y se establecían clases bajo la modalidad remota en el Área Metropolitana de Buenos Aires. Télam

genteba